jueves

1974

nunca pensé que existiera una mujer con los ojos así
alfredo zitarrosa


bien que hubiera podido ser una tapa de la rolling stone treinta años más tarde
esa fotografía
imagen pop en un campo de girasoles/ o mejor aun/ sobre un fondo satinado
de rosas color granate/ su mujer de entonces
con el tocado de rodete y las postizas pestañas negras/ la blusa
roja
con ese aire de expatriada lituana en parís
y los bordados claros en las mangas/ sonríe
mientras le acomoda la corbata/
al cantor no lo abandona un instante la estampa de cantor
impecable el traje
la reciedumbre del gesto/
el pelo peinado a la gomina
podría haber sido ese instante una portada memorable
sin que fuera necesaria/
por una vez al menos/
la estudiada premeditación de keith richards abrazado a la guitarra
jugando a ser jim morrison/
ninguna mejor que esa foto del archivo familiar tomada al descuido
en la inauguración del café van gogh de buenos aires
para retratar los setenta y su ingenua manera
de ajustar
el nudo de la corbata
entre pestañas postizas
y campos de girasoles
(Su mujer le ajusta el nudo de la corbata a Alfredo Zitarrosa)

Pulse aquí­ para leer el siguiente poema

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home