martes

1984

es más hermosa incluso
que aquello que muestra
pero no sabe que se equivoca
debería detenerse
confundirse en el paisaje
perder pie
como una virgen
dejarse arrastrar en la pendiente
por su nombre del año anterior
-marushka-
pero no es el tiempo
si no su espejo
que refleja hacia delante
lo que no se sabe
-el diablo en el cuerpo de la virgen-
si acaso existe un tiempo
que reflejar
en ese espejo
todo lo fingido es un borde
y ella
que finge
que probó el olor y la textura del salitre
debería saberlo y ganar pie
-tan veneciana-
en el pop neutro del abismo

(Madona edita Like a virgin. Marushka Detmers protagoniza, un año antes, Prénom Carmen, de Godard, y dos años después El diablo en el cuerpo, de Bellochio)

Pulse aquí­ para leer el siguiente poema

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home